1. About en Español
Send to a Friend via Email

Your suggestion is on its way!

An email with a link to:

http://superdotados.about.com/od/gifted101/a/language_learning.htm

was emailed to:

Thanks for sharing About.com with others!

¿Cómo Aprenden los Niños el Lenguaje?

Por

El aprendizaje del lenguaje es natural. Los bebés nacen con la habilidad para aprenderlo y el aprendizaje comienza al nacer. Todos los niños, sin importar el idioma que hablen sus padres, aprenden el lenguaje de una manera muy similar. Este aprendizaje se desarrolla en tres etapas básicas.

Las etapas básicas del aprendizaje de una lengua

Primera etapa: el aprendizaje de los sonidos

Al nacer, los bebés pueden reproducir y oír todos los sonidos de todas las lenguas del mundo. ¡Son como 150 sonidos en más de 6.500 lenguas! No obstante, ninguna lengua usa los 150 sonidos. Los sonidos que usa una lengua se llaman fonemas ; el inglés tiene unos 44 fonemas, mientras que el español tiene 22. Algunas lenguas usan más y otras usan menos.

En esta etapa, los bebés aprenden qué fonemas pertenecen a la lengua que están aprendiendo y cuáles no. La capacidad de reconocer y producir esos sonidos se llama “conciencia fonémica”, que es importante para los niños que aprenden a leer.

Segunda etapa: el aprendizaje de las palabras

En esta etapa, los niños básicamente aprenden el modo en que los sonidos de una lengua se unen para construir un significado. Por ejemplo, aprenden que los sonidos m , a , m , e i se refieren a ese “ser” que los arrulla y los alimenta: mami. Es un paso muy importante, porque todo lo que decimos, en verdad, no es más que una catarata de sonido. Para que esos sonidos tengan sentido, un niño debe tener la capacidad de reconocer dónde termina una palabra y empieza la otra. Esos son los "límites" de las palabras.

No obstante, no son precisamente las palabras lo que los niños están aprendiendo. Lo que están aprendiendo en verdad son los morfemas , que pueden ser palabras o no. No es tan complicado como parece. Un morfema no es más que uno o más sonidos que tienen significado, como la palabra mami . La palabra mamis , sin embargo, tiene dos morfemas: mami y –s . En esta etapa, los niños son capaces de reconocer que la –s significa "más de uno" y saben que, cuando se agrega ese sonido a otras palabras, significa eso mismo: "más de uno".

Tercera etapa: el aprendizaje de las oraciones

Durante esta etapa, los niños aprenden a armar oraciones. Eso significa que pueden poner las palabras en el orden correcto. Por ejemplo, aprenden que, en español, decimos “Quiero una galleta” y “Quiero una galleta de chocolate” y no “Quiero galleta una” o “Una chocolate galleta quiero".

Los niños también aprenden la diferencia entre la corrección gramatical y el significado. Noam Chomsky elaboró un ejemplo de esta diferencia con su oración “Colorless green ideas sleep furiously” (“Las ideas verdes incoloras duermen furiosamente”). Los niños sabrán que, aunque la oración sea gramaticalmente correcta, no tiene sentido. Saben que el verde es un color y que, por lo tanto, ¡no puede ser incoloro!

El desarrollo lingüístico

El desarrollo lingüístico se da a un ritmo diferente en niños diferentes, pero la mayoría de los niños sigue este patrón:

Nacimiento
Cuando nacen, los bebés ya son capaces de responder al ritmo del lenguaje. Reconocen el acento, el ritmo y los altos y bajos del tono.

Seis meses
A los cuatro meses, los bebés ya pueden distinguir entre los sonidos del lenguaje y otros ruidos, como la diferencia entre el habla y un aplauso. A los seis meses, los bebés ya comienzan a balbucear y hacer sonidos, lo cual es el primer indicio de que el bebé está aprendiendo el lenguaje. En ese momento, los bebés son capaces de reproducir todos los sonidos de todas las lenguas del mundo pero, para cuando cumplen un año, habrán dejado atrás los sonidos que no forman parte de la lengua que están aprendiendo.

Ocho meses
Ahora, los bebés pueden reconocer grupos de sonidos y distinguir un grupo de sonidos de otro. Se dan cuenta cuándo termina un grupo y cuándo comienza el otro. Reconocen los límites de las palabras. Aunque reconozcan que esos grupos de sonidos son palabras, tal vez no sepan cuál es el significado de esas palabras.

Doce meses
En este punto, los niños son capaces de asignarle significado a las palabras y, una vez que saben hacer eso, ya pueden comenzar a construir un vocabulario. Comienzan a imitar las palabras nuevas que escuchan y, para cuando cumplen doce meses, ya tienen un vocabulario de alrededor de cincuenta palabras.

Dieciocho meses
Para poder comunicarse, los niños deben saber cómo se usan las palabras que están aprendiendo. En esta etapa del desarrollo lingüístico, los niños son capaces de reconocer la diferencia entre los sustantivos y los verbos. Por lo general, las primeras palabras que ingresan en el vocabulario de un niño son los sustantivos.

Veinticuatro meses
En esta etapa, los niños han comenzado a reconocer más que los sustantivos y los verbos, y comprenden la estructura oracional básica. Saben usar los pronombres, por ejemplo, y saben cuál es el orden correcto de las palabras en una oración y pueden armar oraciones simples como "¿Yo galleta?" (que significa "¿Puedo comer una galleta?")

De treinta a treinta y seis meses
A esta edad, alrededor del 90% de lo que dicen los niños es gramaticalmente correcto. Los errores más comunes consisten en regularizar los verbos irregulares. Por ejemplo, tal vez digan "Yo no sabo" en vez de "Yo no sé". Aprendieron la regla gramatical de que los verbos mantienen su raíz intacta y se les agregan sufijos flexivos (en primera persona, -o ) según lo que se quiera decir, pero todavía no aprendieron las excepciones a la regla.

El desarrollo lingüístico posterior y los niños superdotados

Los niños continúan expandiendo su vocabulario y desarrollando un lenguaje más complejo. El uso del lenguaje por parte de los niños no se asemeja por completo al lenguaje adulto hasta que no cumplen los once años, aproximadamente. Es en ese momento que los niños pueden usar lo que se llama “oraciones con aunque ” u “oraciones concesivas”. Son aquellas oraciones que muestran una concesión: ”Aunque estaba cansado, el hombre siguió trabajando”. Los niños pequeños seguramente digan: “El hombre estaba cansado, pero siguió trabajando”.

Los niños superdotados con inteligencia lingüística suelen atravesar estas etapas más rápido que los otros niños. Algunos atraviesan las etapas con tanta rapidez que pareciera que se saltearan algunas de ellas. No es fuera de lo común que un niño superdotado balbucee y haga sonidos y que, luego, permanezca relativamente callado. Al año, no imita palabras y, a los dos, ni siquiera dice oraciones simples. Tal vez diga "ma-ma" y "pa-pa" y algunas otras pocas palabras, pero no mucho más que eso. Y, de pronto, a los 26 meses, el niño comienza a hablar con oraciones completas y gramaticalmente correctas como un niño de tres años. Otros niños superdotados con inteligencia lingüística tal vez digan oraciones como “Yo galleta” al año. Y algunos niños superdotados de seis años arman oraciones como “Yo quiero mucho a mi abuelita, aunque no sepa cómo usar la computadora”.

El desarrollo lingüístico avanzado que experimentan los niños superdotados tal vez sea uno de los motivos por los cuales pueden leer antes de cumplir los cinco años o, incluso, antes de cumplir los tres.

©2014 About.com. Todos los derechos reservados.